Mejora tu empatía con autohipnosis

“Las tres cuartas partes de las miserias y los malos entendidos en el mundo terminarían si las personas se pusieran en los zapatos de sus adversarios y entendieran su punto de vista.”
Gandhi


La empatía es clave en las relaciones humanas y un factor de éxito personal y profesional. Nosotros la definimos como la capacidad de saber ponerse en el lugar del otro. Es una habilidad que nos ayuda a entender emocionalmente a los demás; a reconocer y comprender el por qué de sus sentimientos y actitudes, o las circunstancias que pueden influir en ellos en un momento determinado.

Mejorando nuestra empatía, no sólo seremos capaces de “leer” emocionalmente a los demás. También podremos mejorar considerablemente nuestras relaciones familiares, enriquecer los lazos con nuestra pareja, afianzar y profundizar en nuestras amistades, mejorar la productividad en el trabajo (al interesarnos por los demás) e, incluso, cambiar el entorno social en el que vivimos.
Y la empatía es una habilidad que se puede desarrollar. Porque, contrariamente a lo que se pensaba hasta hace bien poco, hoy sabemos que el cerebro nunca deja de desarrollarse.

Con este programa, y dedicándole una media hora diaria, podrás mejorar tu empatía en tres meses.

Todos nuestros programas constan de una parte escrita con los pasos a seguir y una grabación con mensajes que ayudan a conseguir el objetivo marcado. La grabación, verdadera esencia de la psicología sugestiva, se escucha diariamente y sus mensajes actúan en el cerebro desarrollando paulatinamente esta habilidad.

Todos los materiales se reciben por correo electrónico, de forma gradual.

MÁS INFORMACIÓN

La empatía es fundamental para que pueda haber una buena y exitosa comunicación. Es uno de los elementos clave de la inteligencia emocional, la habilidad para manejar las emociones y los sentimientos.

La empatía es el esfuerzo que realizamos para reconocer y comprender los sentimientos y actitudes de las personas, así como las circunstancias que los afectan en un momento determinado.

Ser empáticos no significa ser simpáticos. La simpatía es una forma por la cual estamos conectados con otras personas con la que interactuamos y sentimos que es parecida a nosotros.

Conviene aclarar asimismo que ser empático no significa tener que estar de acuerdo con el otro ni tener que abandonar nuestras propias convicciones y asumir las de los demás. Se puede estar en completo desacuerdo y mostrar empatía con la otra persona respetando su posición y aceptando sus argumentos.

La empatía no es tampoco atender bien a las personas cuando estamos de buen humor o acercarnos y escuchar a las personas por las que sentimos afecto.
Podríamos definir la empatía como: La capacidad que nos permite comprender los razonamientos, sentimientos y motivaciones de los demás, en definitiva podríamos decir que es la capacidad que nos ayuda a ponernos en el lugar del otro.

¿EN QUÉ NOS AYUDA LA EMPATÍA?

La empatía nos ayuda a:

  • Mejorar nuestras relaciones interpersonales.
  • Recuperar el interés por las personas que nos rodean y a consolidar la relación que con cada una de ellas tenemos.
  • Entender que las demás personas pueden tener un punto de vista diferente al nuestro.
  • Comprender, reconocer, ser conscientes de los sentimientos de los demás.
  • Leer emocionalmente a las personas.
  • Motivar y encauzar positivamente a las personas.
  • Mejorar las relaciones en la familia, con los hijos, padres, hermanos...
  • Enriquecer y fomentar la relación con la pareja.
  • Conseguir una amistad duradera con los amigos.
  • Abrir nuevas amistades con los conocidos.
  • En la empresa ayuda a conseguir una mayor productividad al interesarnos más por los compañeros, empleados, jefes...
  • Cambiar el entorno social en el que vivimos.

¿QUÉ PROVOCA LA FALTA DE EMPATÍA?

La falta de empatía nos lleva a la ineptitud y la torpeza en las relaciones humanas. Personas intelectualmente brillantes pueden llegar a fracasar estrepitosamente en su relación con los demás si carecen de empatía llegando a resultar arrogantes, engreídos...

La falta de empatía provocaría lo que en términos de comunicación se denomina invalidación. Invalidación es rechazar, ignorar, burlarse, juzgar, o disminuir los sentimientos de alguien... Es una de las formas de abuso psicológico más dañino. Una persona que es invalidada continuamente se convierte en una persona confundida que pierde confianza en sus propios sentimientos... Algunas expresiones típicas de esa falta de empatía son: No tienes por qué preocuparte. Deja de llorar. Vete a gritar a otra parte. Ya estás dramatizando. Cálmate de una vez. Cállate ya. No me amargues con tus comentarios. Déjame ahora que no tengo tiempo. Eso es una niñería, etc…

Cuando escuchamos algo que no nos agrada tenemos que pensar que las personas vivimos nuestra propia vida y que lo que la otra persona manifiesta es únicamente su punto de vista.

Tan importante es aprender a ser empáticos que tal y como Mahatma Gandhi decía “las tres cuartas partes de las miserias y malos entendidos en el mundo terminarían si las persona se pusieran en los zapatos de sus adversarios y entendieran su punto de vista”

EL PROGRAMA

La empatía es una habilidad que se puede desarrollar, es decir, todos podemos aprender a ser más empáticos, porque contrariamente a lo que antes se pensaba hoy en día se sabe que el cerebro nunca deja de desarrollarse lo hace durante toda la vida tal y como descubrió Gerd Kemperman (1998) del Centro Max Delbrück de Medicina Molecular de Berlin, quien descubrió que miles de nuevas neuronas nacen día a día en el hipocampo.
Si bien en comparación con los cientos de miles de millones de neuronas de que está compuesto el cerebro una miles parecerían no tener importancia, sin embargo estas nuevas neuronas son más excitables que las antiguas y por tanto aptas para el aprender nuevas cosas, tal y como afirma Kempermann.

Para conseguirlos hemos desarrollado un programa para que cualquier persona pueda realizarlo.

Dicho programa de desarrollo está dividido en objetivos parciales que nos ayudarán a conseguir tener mayor empatía con todas las personas con las que interactuemos, ( con nuestras amistades, con nuestra familia, con nuestros compañeros de trabajo, con quien nos caiga bien y con quien nos caiga mal, etc.). Estos objetivos parciales son:

  • Comprobaremos que, en mayor o menor medida, todos somos empáticos, aunque no hayamos desarrollado esta habilidad.
  • Observaremos cómo nos sentimos cuando interactuamos con una persona que es empática con nosotros para entender el efecto que tendrá mi empatía en los demás.
  • Veremos que el hecho de que seamos empáticos con unas personas y no lo seamos con otras depende fundamentalmente de nosotros y de nuestra creencia previa.
  • Interiorizaremos una manera personal de mostrar nuestra empatía tanto con conocidos como con desconocidos.
  • Aprenderemos a ser empáticos con todas las personas, incluso con aquellas que nos resulta muy difícil porque han intentado fastidiarnos, porque su forma de pensar la consideramos descabellada, etc.
  • Interiorizaremos un modeatía y así conseguiremos mostrar esta habilidad de forma automática con todas las personas con las que interactuamos.

¿Cómo llevar a cabo el programa?

Cuando queremos conseguir un objetivo es fundamental ser perseverantes pues como decía Napoleón “la victoria pertenece al más perseverante” o Thomas Carlyle “si se siembra la semilla con fe y se cuida con perseverancia, sólo será cuestión de tiempo recoger sus frutos”

Tras más de 10 años recomendando este programa a distintas personas he comprobado que aquellas que han perseverado y repetido las grabaciones que se les ha proporcionado son las que han conseguido mejores resultados y hoy en día tienen una mayor empatía.

> El programa completo para mejorar tu empatía tiene una duración de tres meses. No obstante irás notando desde el principio una mejoría.
> Es recomendable dedicarle una media hora diaria para escuchar la grabación y llevar a cabo las recomendaciones.
> Cada quince días recibirás un mail con un documento escrito y una nueva grabación.

> Conviene escuchar la grabación a diario en un lugar tranquilo. La escucha conviene hacerla sin interrupciones a la hora que a cada uno nos venga mejor.
> Es aconsejable que compres un cuaderno donde escribir las distintas tareas que te ayudarán a desarrollar la Empatía.
> Es aconsejable escucharla con auriculares.
> No te preocupes si en algunos momentos la voz que te guía se oye poco en comparación con la música, es un efecto intencionado que potencia el efecto de las sugestiones.
> Si necesitas moverte hazlo… la escucha tiene que ser agradable y si algo te incomoda no lo conseguirás.

Puedes comenzar a mejorar tu empatía ahora mismo. Compra el programa.